Hipódromo Fastuoso,caraqueños colmaron La Rinconada

Las crónicas de la época inauguran el establecimiento de la democracia con la entrada en funcionamiento del Hipódromo La Rinconada, digno ejemplo de que al contrario de lo dicho, los gobiernos de la era democrática sí concluyeron y terminaron obras proyectadas e iniciadas en los años de la dictadura 

Cuéntame 

Uno de los hipódromos más lindos y modernos del mundo, cerca de Caracas, tardó años en construirse. Las autoridades venezolanas y el arquitecto Arthur Froehlich empezaron a discutir los planos a finales de 1954.

ESTABLORECIBIDOR
Caracas, 1959. El establo recibidor de La Rinconada es redondo, a fin de facilitar el trabajo de los veterinarios. Colocándose en el centro, el inspector puede observar el tratamiento que se le da a todos los animales y evitar irregularidades. También allí se baña a los caballos

Al caer el dictador Marcos Pérez Jiménez la obra se suspendió, pero el gobierno del presidente Rómulo Betancourt decidió reanudarla a principio de 1959.

El costo total ascendió a 75 millones de dólares. Para construir el hipódromo en el abrupto paraje escogido para el caso, fue preciso cortar montañas y nivelar valles.

El "PADDOCK" cerrado de La Rinconada utilizado para proteger a los caballos y jinetes de los inclementes rayos del sol, fue construido con paredes cubiertas de plástico azul
El “PADDOCK” cerrado de La Rinconada utilizado para proteger a los caballos y jinetes de los inclementes rayos del sol, fue construido con paredes cubiertas de plástico azul

Los 60 mil espectadores que llenaron las gradas el día de la inauguración admiraron sus brillantes colores y audaces líneas arquitectónicas , tanto como las carreras mismas y convinieron que el dinero se había invertido bien.

1959. Desde la esfera de aluminio que corona el Palco Central (la Bola Continental), Arthur Froehlich, arquitecto y creador de La Rinconada, observa el triunfo de Little Star, pura sangre que ganó la primera carrera el día de la inauguración del Hipódromo
1959. Desde la esfera de aluminio que corona el Palco Central (la Bola Continental), Arthur Froehlich, arquitecto y creador de La Rinconada, observa el triunfo de Little Star, pura sangre que ganó una de las carreras el día de la inauguración del Hipódromo

Froehlich, que prefiere fumar su pipa que apostar a los caballos, cosa que hace rara vez, entiende de hipódromos más que nadie y ha dado a Caracas otra obra de la cual puede enorgullecerse.

Froechlich examina el local antes de la inauguración. Llama “sputniks” a las esferas.
Froechlich examina el local antes de la inauguración. Llama “sputniks” a las esferas.
Anuncios

Un comentario sobre “Hipódromo Fastuoso,caraqueños colmaron La Rinconada

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s